BIO

Alexandra Carter nació en Boston, Estados Unidos en 1985.  Estudió  la Accademia dell'Arte de Arezzo en Italia. En 2009 obtuvo su Licenciatura en Artes en el Rhodes College en Menphis, Estados Unidos. Actualmente está por comenzar su maestría en el Maryland Institute College of Art en Baltimore, Estados Unidos.

EXPOSICIONES INDIVIDUALES
2009:Museo de Arte Brooks; 2007: Galería Broad Avenue, Memphis, EEUU.

EXPOSICIONES COLECTIVAS
2011: Sinagoga Lendava, Slovenia. Museo de Arte Coos Bay; Gallery 263, Cambridge, MA; 808 Gallery, Boston University, MA. EEUU;2010:West Side Arts, Providence, RI; The Temple, Boston, MA, EEUU;2009: GAlería Estel, Nashville, TN. Instituto Atenas de Arte Contemporáneo. Athens, GA; Galería Clough-Hanson Gallery, Rhodes College, Memphis, TN, EEUU. 2008:          Centro de Artes Visuales de New Jersey, Summit, NJ, Odessa, Memphis, TN; Galería Material, Memphis, TN, EEUU. 2007: Circolo Artistico, Arezzo, Italy.

RESIDENCIAS
LindArt Colony, “Co-operate Vol. 5.” Lendava Castle, Eslovenia. Hopscotch House Residency. Kentucky Foundation for Women, Prospect, EEUU.

PREMIOS
Dionysian Award en Arte y Susan Tidball Means Award a las propuestas originales en Estudios de Género . Rhodes College, Memphis. EEUU

Alexandra Carter

RESIDENCIAS SUB30

A la deriva

25.07.2011 a 13.08.2011


Hija de un cultivador de arándanos, Alexandra creció en medio de un mundo de parcelas de frutos rojos, aparatos mecánicos complejos y botas de goma. Sus trabajos recientes la devuelven a ese entorno, al que revisa con una tensión emocional que está inevitablemente ligada a la familia.

STATEMENT DE LA ARTISTA


Estoy interesada en retratar a la figura humana dentro de una dinámica de emociones, identidades y relaciones psicosociales concurrentes. Mientras investigo mis propias raíces, evoco temas de género, los cuentos de hadas, la familia y mi propio crecimiento personal.  Las composiciones muestran personajes involucrados en una narrativa ambigua aunque cada figura se concreta en detalles como la expresión facial, el lenguaje corporal y el vestido.  Yo misma soy la modelo de muchos de estos personajes, utilizando mi identidad femenina en el contenido conceptual de mi trabajo.

Utilizo para mi obra el dibujo y la  pintura con tinta sobre papeles vegetales. La combinación de la conducta indeleble y espontánea de la tinta sobre la superficie neblinosa y translúcida del papel realzan la obsesión, y a veces el juego, de mis representaciones. El espacio en blanco a menudo tiene su propio papel en mis composiciones, dejando las figuras y su entorno como pesadas y con una sensación de mal agüero. La atmosfera vacía que rodea a las figuras las presenta como si existieran en un vacío o en un espacio en blanco en la mente, tornándolas aun más oníricas y surrealistas.

Mi trabajo más reciente muestra un cambio acerca de la predominancia de las mujeres, ya que mi imaginería se ha vuelto más enfocada a mi contexto inmediato y a mis antecedentes personales. Este cambio pone de manifiesto una profunda reconexión con mi origen familiar y la cultura agrícola que definió mi infancia. Disposiciones geométricas complejas surgen en las líneas y los ángulos de la maquinaria agrícola, mientras que el recuerdo de frutos rojos flotando o cayendo en medio de la composición traen a colación un cierto grado de naturalismo. Incluyendo estos elementos en mi trabajo busco estudiar la manera de colocar una carga psicológica y emocional a este tema familiar.